Traqueítis en perros – Síntomas, duración y tratamiento

La traqueítis es la inflamación de la tráquea que pueden sufrir nuestros perros debido a diferentes causas. Esta patología produce una serie de síntomas que conviene aprender a identificar para poder acudir al veterinario lo antes posible.

El diagnóstico temprano nos permitirá atajar esta patología a tiempo y así nos evitaremos complicaciones que agraven el cuadro y dificulten la recuperación. A continuación descubriremos, también, cuál es el tratamiento más recomendado.

¿Qué causa traqueítis en los perros?

La traqueítis supone la inflamación de la tráquea, que es el tubo que llega a los pulmones a continuación de la faringe y de la laringe. Esta inflamación puede deberse tanto a causas infecciosas como a no infecciosas. Entre las primeras podemos encontrar virus como el herpes o bacterias como la Bordetella.

Las causas no infecciosas son muy variadas y van desde irritaciones hasta alergias, pasando por tos, la ingesta de un hueso o cualquier objeto con aristas, enfriamientos, etc. Si nuestro perro acaba de ser operado y ha sido entubado para la administración de anestesia puede sufrir traqueítis por el efecto del tubo en la garganta.

La tráquea es una zona muy sensible del perro. Podemos comprobarlo al pasar la mano por ella. El perro, molesto, tragará. Por eso frotar la tráquea ayuda a la hora de darle una pastilla. Así, si da tirones cuando lo paseamos con collar y correa o cuando ladra mucho, la tráquea acabará afectada. Tirones y ladridos excesivos son otras de las causas de traqueítis.

cachorro-en-el-veterinario

¿Cuáles son los síntomas de la traqueítis canina?

El signo característico de la traqueítis es, sin duda, la tos. Además, la tos típica de traqueítis es seca. En algunos casos el mecanismo de producción de esta tos puede llegar a causar náuseas e incluso vómitos. Este hecho podría confundirnos y hacernos pensar que el perro está sufriendo algún trastorno en el aparato digestivo.

En algunos perros con traqueítis podremos notar que están más cansados pero, a la vez, parecen inquietos, como molestos. En aquellos que sufran complicaciones podremos ver otros síntomas, ya que puede haber afectación pulmonar.

¿Cómo se trata la traqueítis en un can?

Si la traqueítis se debe a alguna causa no infecciosa, es posible que se resuelva sola en cuanto el perro deje de tener contacto con el desencadenante, que igual hay que identificar. En cambio, una causa infecciosa va a requerir tratamiento veterinario porque podría complicarse hasta llegar a producir una neumonía.

El tratamiento, de ser el caso, se concentra en evitar la tos. La traqueítis causa tos debido a la inflamación de la tráquea y, a la vez, la tos irrita más la propia tráquea. Por lo tanto, frenar este círculo será básico para la curación. Para ello el veterinario nos prescribirá antibióticos, antiinflamatorios o antitusígenos, según el caso.

perrito-en-el-vete-con-tos

El tratamiento en casa

Además de los fármacos que nos haya recetado el veterinario, es posible implementar medidas para complementar el tratamiento. Todas ellas las podemos seguir en el hogar para favorecer la recuperación y mejorar el estado del perro. Destacamos las siguientes:

  • Al tener molestias en la tráquea y una tos frecuente es posible que el perro tenga problemas a la hora de comer, aunque esté hambriento y se acerque con normalidad al comedero. Lo ayudaremos si le ofrecemos comida húmeda o blanda. La podemos comprar o hacer nosotros mismos en casa.
  • Es mejor que utilicemos arnés en lugar de collar durante los paseos para evitar friccionar la zona inflamada, por lo menos mientras se mantenga la tos.
  • No es recomendable ofrecer huesos o alimentos duros mientras dura el proceso de recuperación. Podrían dañar una tráquea que ya se encuentra debilitada.
  • Hay que evitar todo tipo de enfriamientos al máximo, ya que el frío reseca las mucosas y esto es un desencadenante de más tos.
  • Si vivimos en un ambiente seco sería recomendable que utilizásemos humidificadores del ambiente precisamente para evitar que este se reseque, por lo que ya comentamos en el punto anterior.
  • Hay que tener también cuidado con los potenciales irritantes de la tráquea como el humo, el polvo o los perfumes. Debemos evitar que el perro entre en contacto con cualquiera de ellos.

perro-con-tos

¿Qué tiene que ver la traqueítis con el corazón?

Los perros pueden verse aquejados por enfermedades cardíacas que cuentan entre sus síntomas con la tos. Esta suele producirse porque los fallos en el funcionamiento de este órgano repercuten en la circulación sanguínea y acaban por propiciar la acumulación de líquido en los pulmones. Esto hace que el perro tosa.

Como estas enfermedades afectan más a los perros mayores, si es el caso del nuestro y lo oímos toser, la recomendación es acudir cuanto antes al veterinario. Si dejamos pasar una tos pensando que se trata de una leve traqueítis podemos estar dejando sin tratamiento una afección cardíaca.

Con solo una auscultación el veterinario podrá valorar el estado del corazón aunque, en caso de duda, será necesario hacer radiografías o ecografías. Estas pruebas nos permitirán averiguar de dónde procede la tos y, así, adecuar el tratamiento.

Bibliografía

Carlson y Giffin (2002): Manual práctico de veterinaria canina. Madrid: Editorial el Drac.