VeterinariaPrimeros auxiliosQue hacer si una serpiente muerde a mi perro

Que hacer si una serpiente muerde a mi perro

Seguro que en alguna ocasión habéis oído hablar o conoces a alguien que ha sufrido la horrible experiencia de una picadura de víbora en su querido perro. Y decimos horrible porque es una experiencia realmente mala, donde debemos actuar con la mayor rapidez posible si queremos salvar la vida de nuestro peludito.

Algunas especies venenosas en (Vipera Aspid y Vipera latasti) se cobran la vida de muchos perros cada año, es en primavera y verano cuando se dan más casos, dado que al ser animales de sangre fría es cuando se muestran exponiéndose al sol. Nuestros pequeños perros se acercan a ellas con curiosidad y es entonces cuando se produce el ataque…. ¿Qué hacer si una serpiente muerde a nuestro perro? Veamos todos los pasos a seguir y las posibles consecuencias.  

¿Qué peligro presentan las víboras para nuestro perro?

Las víboras Vipera Aspid y Vipera latasti que os comenté anteriormente, son las más peligrosas en España y aunque es muy extraño que en humanos lleguen a provocar la muerte, lo cierto es que en perros es bastante común.

El veneno que inyectan en la mordedura tiene un efecto necrosante ( provoca la muerte de una parte del tejido) y riesgos de una infección bacteriana asociada. La gravedad va a depender de la zona en que se ha producido la picadura y la cantidad de veneno que la víbora ha inoculado en nuestro perro.

Los síntomas pueden ir desde hinchazón de la zona, hasta algunos más graves como náuseas y vómitos. En casos en los que nuestro perro ha estado expuesto a grandes cantidades de veneno, puede ocasionar fallo renal y problemas graves de la coagulación de la sangre, por esto, es recomendable acudir al veterinario que es quien puede valorar el estado de nuestro perro.

perro-paseando-junto-a-una-serpiente

¿Qué debo hacer si mi perro es mordido por una víbora?

Aunque cueste realizarlo…. lo primero que debemos hacer es conservar la calma. Es fundamental examinar al perro y localizar la mordedura, que será claramente distinguible por presentar dos orificios de entrada (separados por unos 8 milímetros) y posiblemente un poco de sangre (aunque no siempre se aprecia sangre).

Es fundamental realizar esta tarea para verificar que ha sido una víbora la causante de la picadura y no un insecto (abeja, avispa….). Una vez que identificamos el área de mordedura, debemos inmovilizarla, ya que cuanto más se mueva, más se disemina el veneno.

Es importante no aplicar torniquete en la zona de la mordida, tampoco debemos succionar la misma. Si disponemos de agua y jabón a mano, debemos lavar la herida pero sin frotar, solo superficialmente, y sería recomendable si tienes compresas frías, se las apliques también en ese momento.

Siempre que sea posible y con mucha precaución, debemos intentar localizar a la víbora que ha mordido a nuestro perro y sacarle una foto con el móvil, para llevarla junto con el perro al veterinario. Mucha precaución ya que la mordedura de víboras en humanos es también muy peligrosa, provocando grandes daños o incluso necesitando la amputación de la zona afectada.

Cuanto más rápido, mejor

Lo siguiente que haremos, es acudir al veterinario con total urgencia (sin demora, pero sin perder la calma, no queremos sufrir un accidente). El veterinario administrará a nuestro perro el tratamiento correspondiente, que normalmente consta de anti-inflamatorios (corticoides), antibiótico y grandes cantidades de suero mediante una vía.

Las picaduras de víboras producen grandes inflamaciones, es por ello que se administran anti-inflamatorios, también antibióticos para prevenir infecciones bacterianas secundarias a la mordedura. La administración de grandes cantidades de suero se aplica para que el riñón trabaje constantemente y diluir las posibles toxinas del torrente sanguíneo, evitan así que los órganos internos sufran daños.

En muchas ocasiones, la picadura no es de una víbora, sino de una serpiente de agua o serpiente poco venenosa…. es por ello que si hemos realizado una foto a la serpiente, este podrá determinar la variedad de serpiente, su veneno y gravedad, así cómo cualquier otra posible enfermedad derivada.

Si acudimos al veterinario dentro de las primeras 6 horas y el mordisco no ha sido en un lugar cercano a la cabeza es posible que tu peludo te siga acompañando por muchos años y ésta sea una historia más para contar.

¿Qué le sucederá a mi pero si es mordido por una víbora?

Depende mucho de cada caso, en perros grandes hay más posibilidades de poder salvar su vida que en perros pequeños, igualmente las posibilidades son mayores cuanto antes acudamos a un veterinario (las primeras 6 horas posteriores a la mordida son cruciales en la recuperación de tu mascota).

Los síntomas son muy claros cuando un perro es mordido por estos reptiles…. Inflamación de la zona donde se ha producido la mordedura, salivación, mareo, desorientación, latido acelerado del corazón, respiración poco profunda, náuseas e incluso shock.

Por desgracia los veterinarios no tienen “antídotos” mágicos para este tipo de venenos (antiguamente si, pero en la actualidad no). El tratamiento descrito anteriormente es el que se administra en la mayoría de los casos y solo cabe esperar la reacción del perro.

No vamos a engañaros, son muchos los casos en los que los perros no logran superar esto y por desgracia fallecen…. pero también hay casos en los que el perro sobrevive, suponemos que todo depende de una gran variedad de factores: el estado de salud del perro y su sistema inmunológico, el peso corporal del perro, la edad, el lugar donde se ha producido la mordedura y la rapidez con la que es tratado por un veterinario.

Si tu perro no es tratado, lo más común es que bien muera por asfixia debido a las inflamaciones que la mordedura produce, o muera por los daños provocados en los órganos internos. Dependiendo del tamaño y peso del perro, esto puede ocurrir en una hora o en varios días, cada perro es un mundo.

Diferencias entre víbora, culebra o serpiente

Lo cierto es que sea una culebra, serpiente o víbora la que muerda a tu perro, debemos seguir los pasos indicados igualmente, ya que aunque las toxinas no sean tan fuertes como las de una víbora, nuestro perro va a necesitar tratamiento si o si.

Es importante si es posible y no nos toma mucho tiempo, sacar una foto de la serpiente que ha mordido a nuestro perro o en su defecto, capturarla con mucho cuidado y llevarla con nosotros al veterinario, para poder determinar que clase de reptil es y el peligro que supone para nuestro perro.

Nadie es experto en reptiles (por lo general vamos), así que lo mejor es seguir el protocolo establecido anteriormente. No obstante, como pequeña guía de ayuda podemos comentaros algunas diferencias entre víboras y culebras (ambas son venenosas pero las culebras no presentan un peligro tan grande como las víboras):

  1. Las culebras tienen los ojos redondos y grandes pupilas también redondas, como los humanos. Las víboras tienen los ojos más ovalados y las pupilas alargadas, como los gatos.
  2. En cuanto al cuerpo las víboras lo tienen rechoncho y la cola corta, en tanto las culebras son más estilizadas y la cola más alargada.
  3. Las culebras tienen las escamas de la cabeza grandes y de diferentes tamaños, las víboras tienen las escamas pequeñas y uniformes.

Las culebras por lo general tienen una cabeza alargada, acorde con el cuerpo. Las víboras por contra suelen tener la cabeza de forma triangular.

víbora-culebra

¿Cuando y donde hay más víboras?

En las estaciones de primavera y verano, cuando el calor aprieta, es cuando más víboras podemos encontrar. No se si recordáis esos días de calor extremos, donde sobre todo nos preocupa que nuestro perro no sufra un golpe de calor por las altas temperaturas… esos días, son precisamente los días donde mas víboras podremos encontrar.

Los lugares donde hay más posibilidades de encontrar víboras es junto a los secanos, plantaciones de cereal, riachuelos, lagos o embalses, monte, etc….

Si ves una víbora lo mejor que puedes hacer es darte media vuelta, evitando que tu perro se acerque a olisquearla o jugar con ella… Asumimos que ese es su territorio, y tomamos otro camino.

Janet Siso Iglesias
Licenciada en Veterinaria en la Universidad Agraria de la Habana. Especializada en pruebas biológicas y control de calidad (Industria farmacéutica). Colaboradora en ONGs de protección animal.

31 COMENTARIOS

  1. Hola Jorge,

    No hay nada que tu, yo o cualquier persona podamos dar a nuestro perro en estos casos, ya que es totalmente necesario tomar una vía al perro proceder con fluidoterapia, para evitar que el veneno dañe los órganos del perro. Aun así, si la serpiente es venenosa hay pocas probabilidades de supervivencia. Cuando estas cosas pasan, lo mejor es acudir urgentemente al veterinario.

    Saludos

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí