San Bernardo

4
2483

Dentro de las numerosas razas de perro de tamaño gigante, nos encontramos con el cariñoso y bonachón San Bernardo, un perro de alta montaña al que le encanta jugar y sentirse querido.

Sin embargo y debido principalmente a su tamaño, esta raza no está recomendada para todos los entornos familiares, ya que precisa de unos cuidados muy específicos y de un gran terreno donde jugar y sentirse libre.

Si estás pensando en adoptar un cachorro o un San Bernardo adulto, no te pierdas toda esta completa información que hemos recabado para ti. Te será de gran ayuda para cuidarlo y educarlo.

Historia de la raza

Este gigantón de atractivo pelaje proviene del Mastín de Asiria, un ancestro de más de dos mil quinientos años de antigüedad, por lo que podría decirse que sus orígenes son posiblemente de los mas antiguos que se conocen.

En la antigüedad fue utilizado por los ejércitos Griegos y Romanos, dada su increíble resistencia y capacidad de trabajo en climas muy desfavorables.

Años mas tarde, fue extendiéndose por las montañas Suizas y los pasos Alpinos, donde los monjes lo utilizaban como defensa frente a bandidos y maleantes.

En la actualidad es una raza muy conocida por haber protagonizado varias películas famosas cómo la conocida “Beethoven” y por sus hazañas cómo perro de salvamento, con el clásico barril colgado al cuello.

perro san bernardo
San Bernardo en la montaña

Carácter y comportamiento del San Bernardo

Tan grande cómo su tamaño es su corazón, repleto de afecto hacia su familia a la que siempre procurará mantener contentos. Ya que integrarse y ocupar un lugar en la familia, donde sentirse querido, es una de sus prioridades.

El carácter del San Bernardo es noble, cariñoso, juguetón, respetuoso y bonachón. Jamás haría daño a un miembro de la familia, aunque debido a su gran tamaño es posible que jugando en ocasiones alguien salga un poco lastimado.

A pesar de ser un buenazo con sus seres queridos, también es un perro muy inteligente, observador y con un alto instinto protector. Si observa que alguien intenta dañar a su familia, no dudará ni un instante en defenderla.

Con una buena socialización desde cachorro y una educación básica, nuestro gigantón será un miembro insustituible en nuestra familia, donde ganará todo nuestro cariño. No lo dudes, esta raza es genial.

¿Qué tal se lleva con los niños pequeños?

Su comportamiento con los mas pequeños de la casa es ejemplar, siempre dispuesto a jugar y pasar un buen rato con ellos. Jamás haría daño intencionadamente a un miembro de su familia, por lo que niños y san bernardo formarán un gran equipo.

Sin embargo, no debemos olvidar que los niños son muy traviesos y movidos, y nuestro amigo peludo es muy pero que muy grande… Debemos estar siempre atentos para evitar accidentes involuntarios cuando estén jugando.

san bernardo tumbado
Perro San Bernardo descansando

Cualidades físicas de la raza San Bernardo

El San Bernardo goza de un aspecto físico envidiable, con una altura de mas de setenta centímetros de altura a la cruz en machos y 65 centímetros en hembras, se puede decir que mas que grande, es enorme.

Su peso puede variar entre los setenta y los noventa kilos, es musculoso y vigoroso, de expresión algo mas severa cuando posee una mascara oscura (hocico de color oscuro)  aunque nunca de maldad. Características que hacen de esta raza un gran perro.

El pelo del perro San Bernardo es suave, de tamaño medio y de color blanco y rojo o blanco y amarillo pardusco, a veces con tiznajos negros. Los cachorros de San Bernardo tienen un pelo más esponjoso y claro, muy similar al de un peluche peludo.

Su cabeza es de gran tamaño, grande incluso para su descomunal cuerpo, lo que remarca el gran hocico de esta raza. Hocico que disuadirá a maleantes dado que posee una mandíbula de gran tamaño y una de las mordidas mas fuertes que se conocen.

Cuidados recomendados para un perro San Bernardo

Como hemos indicado al inicio, esta raza no está recomendada para cualquier tipo de entorno familiar ya que requiere de una serie de cuidados muy específicos, los cuales te resumimos aquí:

  • Los cachorros de San Bernardo crecen muy rápido, pasando de ser un pequeño peluche a un perro gigante. Debido a esto será necesario alimentarlo con un pienso de calidad muy alta y con condroprotectores para cuidar se sus articulaciones.
  • Cuando es adulto puede llegar a los noventa kilos de peso, lo que supone un gasto muy elevado solamente en alimentación. Debemos ser previsores ya que el necesita comer a diario y además, siempre alimentos de alta calidad.
  • Todos los gastos van en proporción a su tamaño, de forma que si acudes al veterinario y este le receta medicación o si debes comprarle una cama, todo costará mas que si tu perro fuera de pequeño tamaño (mucho mas).
  • No es un perro para vivir en ciudad o piso, necesita de un terreno muy amplio donde sentirse libre y feliz, jugar, correr….. En la montaña en una casa de campo, será el perro mas feliz del mundo.
  • Varios paseos pero sin ejercicio, no podemos obligar al San bernardo a correr o ejercitarse porque podría sufrir un golpe de calor. Es una raza que requiere de paseos a diario pero siempre a su ritmo.
  • Precisa de su tiempo de relax, y es que el San Bernardo es en realidad un perro tranquilo al que le gusta hacer sus siestas y descansar plácidamente.
  • Debemos cepillarle a diario, eliminando así los restos muertos de pelo, suciedad y posibles parásitos. Cepillar a menudo a un San Bernardo no es una opción, es una obligación.
  • No es un amante del calor, es una raza que ama los climas fríos por eso en verano debemos evitar que pase malos ratos. Para ello, pasearemos cuando el sol no de muy fuerte (amanecer y atardecer), además de prepararle un lugar cómodo y fresco en el hogar.
Cachorro de dos meses
San Bernardo cachorro (2 meses)

¿Cómo es la salud de un perro San Bernardo?

A niveles generales es una raza sana y fuerte que apenas presenta problemas graves de salud, sin embargo requiere de cuidados para mantenerse sano.

Debido a su crecimiento rápido, desde cachorro debemos aportarle suplemento vitamínicos además de su alimentación. Generalmente calcio y condroprotectores, para que tanto sus huesos cómo sus articulaciones crezcan sanas y se mantengan bien.

A nivele general es un perro muy glotón, por lo que debemos vigilar su alimentación para evitar que adquiera sobrepeso. Un San Bernardo con sobrepeso puede tener muchos problemas de salud, desde soplos cardíacos a displasia de codo o cadera.

Sus ojos y sus orejas son los puntos flojos de esta raza, aunque bastará con limpiar sus orejas una vez por semana y vigilar sus ojos para evitar que adquiera infecciones cómo la conjuntivitis.

Siguiendo un calendario de vacunación supervisado por el veterinario y las correspondientes desparasitaciones internas y externas, nuestro San Bernardo mantendrá una buena salud a niveles generales.

Educación y adiestramiento

El San Bernardo es un perro respetuoso y amable, aunque debido a su gran tamaño será totalmente necesario educarlo correctamente e impartir algunas clases de adiestramiento, ante emergencias.

Si hemos adoptado a nuestro San Bernardo cuando es cachorro, lo ideal es socializar a diario para que se acostumbre a estar y jugar con otros perros, personas y animales. Si lo hemos adoptado de adulto, haremos lo mismo pero con el perro atado hasta conocer su temperamento.

La educación básica consiste en hacerle saber cuál es su lugar en la familia, es decir, no dejarle entrar o salir de casa antes que los humanos, no permitir que se suba al sofá o a nuestra cama, ordenar que se siente antes de ponerle la comida, etc…

Son pequeñas costumbres que en realidad significan mucho para ellos, al igual que también debemos adiestrarlo a conciencia, en especial ante la orden de “No” y “Quieto”.

Imagina que un perro de noventa kilos se mete en un charco y sale lleno de barro con la intención de saltar sobre ti para jugar ¿No crees necesario que sepa obedecer a un “No”? Por otro lado, imagina que entra alguien a casa (cartero, fontanero….) y el se pone en plan defensivo ¿No será necesario que controle el “Quieto”?

Olvida la tonterías de enseñar al perro a dar la parta o hacer la croqueta y céntrate en lo realmente importante, que siempre respete un “No” y un “Quieto”, esas dos simples ordenes te sacarán de muchos, muchos, posibles líos.

Perro San Bernardo paseando
Perro San Bernardo paseando

Consejos para futuros dueños…

El San bernardo es un perro muy familiar y cariñoso que necesita de un gran espacio verde donde sentirse libre y feliz. Dale mucho cariño, felicítale y dale algún premio cuando haga algo bien cómo sentarse o acudir a la llamada.

Haz que se sienta querido en el entorno familiar, sácalo a pasear por zonas ajardinadas, montañas, etc… y el se sentirá el perro mas feliz del mundo.

No es una raza para usar cómo guardián ni para tenerlo atado a una caseta, tampoco es una raza de ciudad. Su tamaño precisa de un lugar amplio donde vivir y su manutención será elevada.

A pesar de ser un perro de carácter relajado, piensa que puede pesar mucho mas que tu. Así que debes ser lo suficientemente fuerte cómo para sujetar su correa ante una emergencia o caso de tensión.

¿Es cierto que en el barril del cuello llevan whisky?

Jajajaja, es lo que tiene el cine. No, es solamente un barril con un poco de agua que se les ponía a los perros de salvamento de alta montaña. No hay en su interior ninguna bebida alcohólica, eso es solamente un mito.

Debido a su resistencia a los climas fríos, es una raza ideal para labores de búsqueda y ayuda en alta montaña, pastoreo, etc….

4 Comentarios

  1. Hola Sandra,

    Estos perros son amantes del aire libre y de los paseos por la naturaleza, el problema que puede tener tenerlo en un piso op guardería es que el perro se estrese. No es un perro recomendado para tener en pisos sin un amplio jardín / patio, debido a sus dimensiones y necesidades. Sin embargo si todos los días le dais grandes paseos para que agote sus energías y disfrute del aire libre quizás encontréis el equilibrio para que pueda convivir en un piso.

    Cuando se trabaja todo el día y no se dispone del espacio necesario, es mejor adoptar perros de razas de pequeñas o muy pequeñas, los cuales se adaptan mejor a la situación.

    Saludos

  2. Hola apenas tiene una semana que nos dieron a un cachorro san bernardo, vivimos en un piso de 80m2 no tenemos muchos muebles y solo somos mi esposo y yo, si sabíamos que es un perro de raza grande, pero como la mama vive en un lugar igual de un piso pero a diferencia es que tienen un pequeño patio, nos decían que si se pudiera tener en nuestra casa, los dos trabajamos todo el día, y nuestra idea es llevarlo a una guardería canina los 5 días que trabajamos, ya que tenga los 4 meses; mi duda en general es, que problema pudiera llegar a tener el perro si vive en mi casa? gracias

  3. Hola Kyirby,

    Con una alimentación de calidad no seria necesario un suplemento, pero la mayoría de piensos no cumplen ese requisito así que un suplemento cálcico para los huesos y de colágeno para las articulaciones sería recomendable. El veterinario puede indicarte las cantidades, ya que cada fabricante utiliza concentraciones diferentes.

    Saludos

Dejar respuesta

Por favor escribe tu comentario
Nombre