Cómo enseñar a un perro a soltar la pelota o juguetes

0

Jugar con nuestro perro no sólo es beneficioso para el porque realiza ejercicio, se divierte y estrecha el vinculo con nosotros, sino que también es muy beneficioso para nosotros porque liberamos dopanima, un neurotransmisor que nos hace sentirnos bien, felices.

Sin embargo cuando jugamos con nuestro perro y no suelta la pelota o el juguete, podemos empezar a sentirnos un poco frustrados ya que el juego termina convirtiéndose en un tira y afloja que termina por desesperarnos.

Por lo que enseñar  un perro a soltar la pelota o cualquier otro juguete, debe ser prioritario para que ambos podamos disfrutar del juego. Desde SoyUnPerro vamos a explicarte cómo conseguirlo de forma muy, pero que muy sencilla.

¿Por qué mi perro no suelta la pelota o el juguete?

Lo primero que debemos preguntarnos es ¿por qué queremos nosotros que suelte la pelota? Obviamente, para poder volver a tirársela y disfrutar viendo cómo va en su búsqueda y nos la devuelve.

Sin embargo muchos perros no lo ven así, ellos cogen la pelota y el juego consiste en ver cómo su humano no es capaz de quitársela. Para ellos sigue siendo un juego, sólo que es diferente al que el humano piensa.

perro mordiendo la pelota

A todos los perros les encanta jugar al tira y afloja, sobre todo si es con un juguete tipo cuerda o similar. Les tiramos un poco y les dejamos que ellos tienen un poco, incluso les hacemos rabiar un poquito con buena intención para motivarlos más aun.

Pero los perros no saben identificar cuando el juego consiste en un tira y afloja, en un corre detrás de mi a ver si me pillas y me quitas la pelota o en un tira tira que no pienso soltarla… por eso, por todo eso, debemos enseñar a un perro a soltar las cosas.

¿Qué debo hacer para que mi perro suelte la pelota?

Vamos a lograrlo con un ejercicio súper sencillo, verás cómo en apenas un día podrás enseñar a un perro a soltar la pelota o sus juguetes cuando se lo pides y a disfrutar del juego contigo. Le haremos comprender, cómo se debe jugar en realidad.

Cogeremos una de esas pelotas que tienen una cuerda en un extremo, las podemos encontrar fácilmente y son muy prácticas para jugar con el perro. Iremos a una zona tranquila, cómo el parque y con el perro atado, le daremos la pelota para que la muerda.

Entonces le diremos “suelta” y cómo es de imaginar, el perro no nos hará caso. Así que simplemente y sin soltar la cuerda de la pelota, es decir, el perro mordiendo la pelota y nosotros sujetando la cuerda de la pelota, usaremos la otra mano para sujetarlo del collar.

La idea es inmovilizar al perro, no hace falta sentarlo ni tumbarlo, simplemente mantenlo cogido por el collar con la mano para que no pueda moverse ni escaparse. No hagas un tira y afloja con la cuerda de la pelota, solo mantenla tensa y dile “Suelta”.

perro que trae la pelota

Cuando el perro vea que el juego deja de ser divertido porque ya no puede correr ni hacer un tira y afloja, ni tan siquiera moverse, soltará la pelota. En ese momento debemos felicitarlo mucho y volver a darle la pelota.

Dejaremos que la muerda por unos segundos o minutos y volveremos a repetir el ejercicio, siempre con el perro atado a la correa, para que podamos sujetarlo del collar cuando sea necesario (si no suelta a la orden).

No pierdas la paciencia, no te enojes y sobre todo no riñas al perro. Simplemente realiza este ejercicio repetidamente y tu perro comprenderá rápidamente las reglas del juego. De forma que cuando aprenda a soltarla de forma correcta, puedas ya soltar la correa y tirarla lejos para que vuelva con ella, la suelte y la vuelvas a tirar.

Si te ha gustado el truco y te ha sido de utilidad, ayúdanos a mantener la web en marcha! : Dale “Like” o Compártelo en las redes sociales  :) ¡Gracias!