Principales enfermedades dentales en perros

Muchas veces se descuidan los dientes de las mascotas al considerar que no requieren cuidados. Sin embargo, existen varias enfermedades dentales que pueden convertirse en un verdadero problema para nuestro perro, además de provocar dolor y molestias.

Conocer las principales enfermedades y sus síntomas nos ayudará a detectarlas a tiempo y acudir al veterinario en caso de ser necesario ¿Preparad@ para descubrirlas?

Los dientes de tu perro no se limpian solos

Los cachorros tienen una dentadura formada por 28 piezas, divididas en 12 premolares y 12 incisivos, además de 4 colmillos. Este número aumenta a 42 cuando alcanzan la adultez pues, al igual que los seres humanos, tu perro muda los dientes de leche.

Aunque los perros sean animales de compañía, debes recordar que la dieta que tienen en casa es muy diferente a la que llevarían en estado salvaje. Mientras un perro no domesticado come carne y es capaz de mantener la dentadura en buen estado, los alimentos caseros, incluyendo el pienso, dan paso a algunos problemas dentales.

Por esta razón, debes acostumbrar a tu perro a una rutina de higiene dental desde cachorro, incluyendo cepillado y otras opciones ofrecidas por el veterinario.

dientes-de-perro

Enfermedades dentales que afectan a los perros

Incluso con una rutina de higiene, tu perro está en riesgo de sufrir alguna enfermedad dental o bucal. Aunque cuanta mayor sea su higiene, menor será ese riesgo. Estas son las más enfermedades bucales más comunes:

Sarro

El sarro consiste en la formación de placa bacteriana en los dientes de tu perro. Lo notarás como manchas amarillentas o cafés sobre sus dientes, acompañadas de mal aliento.

Combatir el sarro requiere de varias medidas, como una limpieza profesional y un cambio de hábitos alimenticios. No actuar sobre el, puede dar lugar a graves infecciones e incluso la perdida de parte de su dentadura.

Periodontitis

La mayoría de las enfermedades bucales son provocadas por el sarro, la periodontitis se encuentra entre ellas.

Se trata de una infección dental que puede aparecer a partir de los 2 años. A raíz de la acumulación de bacterias presentes en la placa dental, los músculos, las encías y los propios dientes comienzan a verse afectados.

Sus síntomas son:

  • Inflamación de las encías
  • Dificultad para comer
  • Muestras de dolor
  • Mal aliento
  • Hinchazón de la mandíbula
  • Ptialismo o exceso de salivación
  • Aparición de abscesos en los labios y las encías

Esta enfermedad avanza rápidamente y muchos dueños detectan los síntomas tarde. La periodontitis grave provoca complicaciones que comprometen las piezas dentales, pues tu perro podría perderlas. Además, la acción infecciosa de las bacterias puede llegar a la sangre y afectar órganos vitales, como los riñones.

La enfermedad periodontal requiere de un diagnóstico temprano. El tratamiento incluye el uso de antibióticos, en los casos leves. Si la gravedad es mayor, será necesaria una operación para extraer los dientes afectados.

Gingivitis

La gingivitis es otra enfermedad provocada por el sarro. Si no implementas un método para eliminar la placa en los dientes de tu perro, desarrollará esta enfermedad.

Consiste en una inflamación de las encías. Sus síntomas son:

  • Enrojecimientos de las encías
  • Dolor
  • Incapacidad para masticar y comer
  • Irritabilidad provocada por las molestias dentales
  • Mal aliento
  • Sangrado

Al igual que la periodontitis, la gingivitis requiere de un tratamiento con antibióticos recetado por un veterinario. Además, debes implementar un rutina de cuidado dental.

El sarro, la gingivitis y la periodontitis son las tres fases de un padecimiento llamado enfermedad periodontal.

Estomatitis

La estomatitis es una enfermedad bucal que afecta los dientes, la lengua y las encías de un perro. Se manifiesta con la inflamación de estas tres partes y ocasiona:

  • Dolor
  • Incapacidad para comer
  • Mal aliento
  • Ptialismo
  • Úlceras bucales o heridas sangrantes
  • Agresividad por el dolor

Las causas de la estomatitis son variadas. Puede aparecer si no limpias los dientes de tu perro, pero también a raíz de infecciones, deficiencias vitamínicas u otras enfermedades, como la diabetes.

El tratamiento requiere de una limpieza realizada por el veterinario, administración de antihongos y antifungicidas, así como limpiezas de la boca con soluciones antisépticas.

Úlceras bucales

Aunque no se trata de una enfermedad bacteriana o vírica, las úlceras bucales son comunes en los perros. Se trata de la aparición de heridas o llagas en alguna parte de la boca, lo cual provoca inflamación, dolor y heridas con pus.

Tu perro puede provocarse una úlcera al masticar objetos duros. Acude a tu veterinario para descartar que se trate de una simple herida u otra de las enfermedades dentales comunes en canes.

Halitosis

La halitosis o mal aliento tampoco es una enfermedad, pero afecta a tu perro por distintas razones, convirtiéndose en un problema bucal.

Infecciones, diabetes, mala higiene, malos hábitos alimenticios, esofagitis o la costumbre de comer las heces de otros canes, son algunas de sus causas. Se recomienda acudir al especialista para descubrir por qué tu perro tiene mal aliento, recuerda que es uno de los síntomas de la enfermedad periodontal.

Bibliografía
Desachy, F. (2018). Los cuidados del perro día a día. USA: DVE. Toriggia, P. (2014).
Enfermedad periodontal en el perro: Características ultramicroscópicas de dientes afectados y sus modificaciones con la terapia periodoncia.