Chow Chow – Características, temperamento y fotos

La raza de perro Chow Chow es originaria de China. Se caracteriza por su apariencia imponente, tanto por su tamaño como por su melena, detalle que le adjudica el nombre de perro panda. Pero que no te engañe esta adorable apariencia: es una raza difícil de cuidar y con tendencia a reacciones agresivas.

Otro distintivo de esta raza es su lengua negra o azul, siendo uno de los pocos perros que la tienen. ¿Quieres conocer más sobre el Chow Chow? ¡Conoce todo sobre él y sus principales cuidados a continuación!

¿Cuál es el origen de la raza Chow Chow?

La historia del Chow Chow comienza en China, donde era criado hace 2000 años. En el país asiático era utilizado como perro guardián y perro de caza de las familias nobles.

Esta raza no fue conocida en el resto del mundo hasta el año 1800, momento en que fue llevada a otros países. En 1820 fue exhibida en un zoológico de Londres, y comenzó a ser criada en Gran Bretaña gracias a la afición de la reina Victoria por las razas caninas. No fue llevada a América hasta 1890.

Características físicas del Chow Chow

Estamos ante una raza de perro grande con un cuerpo compacto y poderoso, aunque de espalda corta. Las patas son musculosas y no muy largas, le dan una apariencia pendular cuando camina.

La trufa es grande y negra en la mayoría de los casos, aunque algunos perros de pelaje claro tienen una nariz más discreta. Los ojos son oscuros y ovalados, mientras que las orejas presentan una forma puntiaguda y recta. El hocico no es muy alargado, finaliza en una forma redonda que le da el hombre del perro panda.

Una de las características más importantes de esta raza es el color de su lengua, negra o azul oscuro. Esto se debe al tono de los alvéolos internos de la lengua.

En cuanto al pelaje, puede ser largo o corto. La variedad larga es esponjosa, destaca por una gran melena que le da un aspecto imponente y adorable. El manto corto, por otro lado, es denso, recto y de textura afelpada. Con respecto al color, presenta tonos variados: negro, castaño, leonado, fuego, crema y blanco.

icono-perroAltura de entre 48 y 56 cm en machos y entre 46 y 51 cm en hembras
icono-pesoPeso de entre 20 y 31 kg en machos y hembras
icono-pelo
Pelo corto o largo, espeso y en variados colores
icono-caracter
Carácter territorial y dominante, necesita buena socialización
Icono-saludSalud fuerte pero con predisposición a padecer ciertas enfermedades
Icono-calendarioEsperanza de vida estimada de entre 8 y 12 años

 

perro-chow-chow-con-su-lengua-azul-fuera

Carácter y personalidad del perro Chow Chow

Es un raza de perro dominante y territorial, por lo que estas características necesitan ser encausadas. El Chow Chow tiende a ser terco, por esta razón no se recomienda para personas sin experiencia educando o adiestrando perros.

El carácter del Chow Chow cuando ha sido bien adiestrado, es tranquilo y pacífico. Asume las tareas de un perro guardián y, por esta misma razón, suele ser desconfiado con los extraños.

No es recomendable permitir que personas desconocidas se acerquen a acariciarlo en lo parques ni durante los paseos, pues podría reaccionar de forma agresiva debido a su reserva con los extraños.

Es un perro muy inteligente, pero requiere de entrenamiento temprano para encauzar actitudes que podrían ser problemáticas en casa. Bien socializado, algunas personas consideran que se lleva bien con los niños.

Perro-Chow-Chow-de-frente

Cuidados recomendados para un Chow Chow

A pesar de su apariencia pesada, el Chow Chow es un perro que necesita actividad física diaria. A diferencia de otras razas, correr no es lo suyo, perro requiere caminatas, incluso varias veces al día durante media hora cada vez.

El exceso de energía también puede liberarse con entrenamientos en casa usando juguetes. Lo ideal para el Chow Chow son actividades de intensidad moderada, que no requieran de esfuerzo de alto impacto.

El comportamiento del Chow Chow se definirá siempre en función de su educación. Sin una socialización correcta, tiende a ser agresivo y dominante, a la par de territorial. Por esta razón, entre los cuidados debes incluir una socialización intensa desde cachorro, permite que interactúe con diferentes mascotas y con otras personas.

Cuidados del pelaje y alimentación aconsejada

Otro de los cuidados principales es el pelaje. Requiere entre dos y tres cepillados por semana con peines adecuados para el manto, ya sea largo o corto. Además, se recomienda un baño mensual, esta es la manera de mantener el pelaje suave, esponjoso y limpio.

Debes tener especial cuidado con los parásitos externos, como pulgas y garrapatas, pues anidan con facilidad en el pelaje espeso. Con regularidad, aplica pipetas y/o collares o pastillas antiparasitarias.

Al no realizar actividades físicas intensas, es necesario que prestes atención a la dieta. Evita sobrealimentar con golosinas o premios perrunos. En general se recomienda un pienso bajo en carbohidratos. Si tienes dudas sobre el peso ideal de tu Chow Chow, no dudes en acudir a tu veterinario. Como consejo extra, los piensos a base de salmón aportan brillo al pelaje.

chow-chow-adulto-tumbado-sobre-el-cesped

Consejos para los cachorros de Chow Chow

Es muy importante educar correctamente a un cachorro de Chow Chow desde el primer día; de lo contrario, desarrollará una personalidad terca, dominante y desobediente. Aprenden con facilidad, pero necesitarás paciencia para dominarlo. Desde cachorro, enséñale a comer en su comedero cuando le ordenes, evita darle comida desde la mesa para que no se acostumbre.

Para prevenir conductas indeseadas, evita que se habitúe a dormir en el sofá o a subirse a la cama. Utilizar el refuerzo positivo es la mejor forma de educar a un perro, dale premios cuando se porte bien y censura con un ¡NO! enérgico aquellas situaciones que no quieras que se repitan. Jamás le grites ni utilices la violencia para entrenarlo.

Enfermedades comunes de la raza Chow Chow

Esta antigua raza posee tendencia a sufrir las siguientes enfermedades:

  • Displasia de cadera: es una enfermedad hereditaria y degenerativa que afecta la unión entre el hueso de la cadera y el fémur. El perro presentará cojera, dolor e incapacidad para realizar actividades físicas. Requiere atención veterinaria, dieta y ejercicios específicos para mejorar su calidad de vida.
  • Displasia de codo: afecta las articulaciones del codo en las patas del perro. Es una enfermedad hereditaria, pero también puede ser ocasionada por traumatismos. Genera dolor, cojera y puede producir artritis.
  • Alergias: el Chow Chow es propenso a sufrir alergias alimenticias y de la piel. Por esta razón, debes estar atento a irritaciones cutáneas, cambios de comportamiento, hinchazón de los ojos, entre otros síntomas anormales.
  • Entropión: se trata de una anomalía que se presenta en los párpados. A raíz de ella, las pestañas rozan la córnea, provocando inflamación, lagrimeo, dolor y úlceras. Algunos Chow Chow nacen con este problema, mientras que otros lo desarrollan a medida que crecen.