Mi perro vomita amarillo ¿Qué le sucede?

Si apreciamos que nuestro perro vomita un líquido de color amarillo o verdoso, lo más probable es que se trate de bilis. La cuál provoca acidez en su estómago y termina provocando el vómito.

Existen varios motivos por los que un perro vomita amarillo o verdoso, así que vamos a repasarlos todos para que identifiques el problema de tu perrito y puedas solucionarlo.

Causas por las que un perro vomita amarillo

Ahora que sabemos que el vómito de color amarillento es producido por un exceso de bilis que provoca acidez / ardor estomacal, debemos saber cuales son los motivos por los que crea ese exceso de bilis.

  • Demasiado espacio entre comidas, que provoca salivación y creación de bilis
  • Úlcera estomacal o intestinal
  • Problemas pancreáticos como la pancreatitis.
  • Objetos / alimentos no digeribles (cómo algunos huesos cocinados o trozos de plástico)
  • Parásitos intestinales
  • Enfermedad o alergia, muchas muestran el vómito cómo un síntoma
  • Alimentación de baja calidad / contraindicada

Dado que son varias las causas, veámoslas por separado explicando un poco en qué consisten y cómo solucionarlas.

perro vomitando

Creación de bilis por espacio entre comidas

Si nuestro perro solamente come una vez al día su estómago estará vacío la mayor parte del tiempo, cuando tenga hambre silabará y ello creará a su vez un exceso de bilis en su estómago.

Si come dos veces al día también puede suceder lo mismo, incluso en ocasiones comiendo tres veces al día.

Para solucionarlo debemos acortar el espacio entre comidas, desayuno, comida y cena deben tener más o menos las mismas horas intermedias. Si es necesario, se puede usar desayuno, almuerzo, merienda y cena.

Úlcera estomacal

Tanto si la úlcera está en el estómago cómo si está en los intestinos, esta causará dolor, acidez y con ello un exceso de bilis, que terminará siendo vomitada por nuestro perro, mostrando ese conocido color amarillo.

Si se trata de simple ardor estomacal podemos combatirlo con un protector gástrico para perros, pero si se trata de una úlcera será el veterinario quien determine el mejor tratamiento.

Problemas en el páncreas

El páncreas es el encargado de crear encimas al estómago para realizar la digestión, para digerir los alimentos. Cuando el páncreas falla o trabaja por debajo de las necesidades del perro, la comida no se digiere bien.

Entonces se crea un exceso de bilis que provoca acidez y dolor de estómago, lo que a su vez provoca el vómito, ocasionalmente acompañado de restos de comida.

Para solucionarlo nuestro perro debe tomar las encimas necesarias mediante un tratamiento específico que nos recetará el veterinario. Los problemas pancreáticos provocan vómitos y/o diarreas.

perro vomita amarillo

Problemas de digestión

Todos sabemos cómo son los perros, que se lo comen todo. Y con todo incluimos trozos de plástico de algún juguete, astillas de algún palo o incluso trozos de ropa cómo un calcetín.

Los objetos que no se digieren provocan un exceso de bilis, lo que provoca vómito amarillo. Los alimentos cómo huecos cocinados, también provocan problemas de digestión.

El estrés y la ansiedad también pueden provocar graves dolores estomacales, exceso de bilis y vómito.

Parásitos intestinales

A todos nos sorprende pero lo cierto es que los parásitos intestinales son los causantes de muchos problemas digestivos que terminan con exceso biliar y provocando el vómito o espumarajos amarillentos.

Para solucionar el problema simplemente debemos realizar un tratamiento antiparasitario administrado por un veterinario. Ya que existen muchos tipos de parásitos y cada cuál requiere de una medicación diferente.

Enfermedad -Alergia

Muchas enfermedades muestran cómo uno de sus síntomas el mareo o el exceso de sensibilidad digestiva, provocando problemas de digestión provocados por un exceso de bilis.

Muchos productos alimenticios pueden causar alergia en perros, uno de los síntomas es precisamente el vómito.

Mala alimentación

Los piensos para perros de baja calidad, los que contengan un exceso en grasa, los que provoquen alguna intolerancia en nuestro perro o simplemente los que contengan un exceso en cualquiera de sus nutrientes, pueden provocar vómitos amarillentos, con saliva o espuma.

perro vomitando amarillo

¿Hay razas más propensas a vomitar bilis?

Lo cierto es que sí. Todos los perros pueden vomitar bilis, pero hay algunas razas propensas a hacerlo con mayor frecuencia. ¿Sabes cuáles son? Principalmente éstas:

  • Bulldog inglés
  • Bulldog francés
  • Shih Tzu

Las probabilidades aumentan, además, en perros que tienen sobrepeso y perros de edad avanzada.

¿Qué hacer si mi perro vomita amarillo?

En realidad lo recomendable es consultar siempre con un veterinario, aunque también es cierto que muchos perros vomitan ocasionalmente, muy de vez en cuando, sin que ello suponga un problema real.

Personalmente, si alguno de mis perros vomitara amarillo lo llevaría al veterinario, solamente por saber que todo está bien tras revisarlo. Pero si solo vomita una vez y no parece estar mal, esperaría un poco para ver si ha sido algo pasajero.

Sin embargo, si aprecio alguno de estos otros síntomas, no dudaría en acudir de urgencia:

  • Vomita varias veces, no se trata de un hecho aislado
  • Está decaído, se le ve flojo, débil
  • Tiene otros síntomas, cómo escalofríos, fiebre o diarrea
  • Parece querer expulsar algo y no puede hacerlo, lo intenta varias veces
  • Vomita sangre en mayor o menor cantidad
  • Su piel, ojos o encías parecen pálidos o amarillentos
  • Ha dejado de comer

Uno o vario de estos síntomas, pueden suponer algún problema de salud que precise de atención veterinaria obligatoria. No dudes en consultar con tu veterinario ante cualquier síntoma.